El evento del día de hoy es la Luna en conjunción al Sol en el signo de Acuario dando lugar a la luna llena en el grado veinte de Acuario.

Luna nueva en Acuario

 Si observamos el mandala de la rueda zodiacal, nos damos cuenta de que tenemos en el signo de Acuario al Sol, la Luna, Mercurio, Plutón, y luego hacia el día catorce de febrero, tenemos a Marte entrando en Acuario y el día dieciséis de febrero, tenemos a Venus entrando en acuario, con lo cual, podemos observar que hay un diálogo muy importante en torno al signo de Acuario, porque todos los planetas personales  están desfilando por él.

 Ya desde primeros de mes hemos tenido una probadita de las tensiones que se han ido desplegando cuando los planetas personales han dialogado de manera tensa con Plutón en Acuario y con Júpiter y Urano  en Tauro.

Se trata entonces de una Luna Nueva que nos va a movilizar por completo y nos va a impulsar a hacer cambios importantes en nuestra vida.  

Urano está en Tauro pero es el regente de Acuario y se puso directo ya a finales del mes pasado, con lo cual, todos los planetas están ya rodando directo, por tanto, no debemos sorprendernos con los cambios abruptos a veces, sorpresivos otras, disruptivos incluso, pero que en todo caso van a suponer un giro radical en algún aspecto concreto de nuestra vida.

Las conjunciones con Plutón

Hay que tener en cuenta que Plutón representa para nosotros un agente profundamente transformador, y ahora se inicia el ciclo de las conjunciones con Plutón en Acuario por los próximos 20 años. La primera de ellas, que es la que dio el inicio al ciclo, se dio a primeros de mes, cuando Mercurio en Acuario hizo conjunción a Plutón en Acuario, y ahí pudimos notar ya el cambio de diálogo y de expresión en la historia de nuestras vidas, porque si bien cuando Mercurio estaba en Capricornio tenía la tendencia de dulcificar un poco las cosas, ahora estando en Acuario lo que quiere es la realidad y la verdad, sin florituras ni tonterías, y cuando entra en conjunción con Plutón  la manera de dialogar puede llegar a ser cruda, dolorosa, ya sabéis que cuando Plutón entra en acción duele y duele mucho, y si no duele es que no es Plutón.

 Y Plutón nos obliga a profundizar en todos los asuntos, no va a permitirnos ni quedarnos en la superficie, ni maquillar la situaciones, sino que va a sacar a la superficie la realidad de lo que estamos viviendo, para que la veamos de frente y de pronto   accionemos para obrar ese giro y ese cambio que es necesario en el rumbo de nuestra vida.

Las tensiones de Plutón con Urano

Además Plutón va a estar en  cuadratura a Urano en Tauro, y como se mencionó anteriormente, Urano es el regente de Acuario, entonces podremos percibir los cambios como una sacudida que nos viene a enfrentar directamente con la realidad que pisamos, pero también con aquello que es necesario cambiar o transformar en nuestra vida, o aquello que ya no va a más y tenemos que dejarlo en el camino.  

Puede suponer un proceso de liberación. Algunas personas estarán cambiando de trabajo, de socios, incluso de relaciones, de grupos sociales, de pareja, y para averiguar esto es importante que vayas a la zona de acuario en tu carta natal y veas qué planetas están interactuando ahí.

Los signos fijos acuario y Tauro son quizás los que más van a sentir las turbulencias de las conjunciones con Plutón y los aspectos tensos con Urano y Júpiter.

Conecta con tu objetivo de vida

Sin embargo, no hay que perder de vista que una Luna Nueva es una luna de comienzo, de innovaciones, de cambios que nos llevan a salir empoderados de nuestras batallas y de alguna forma iniciamos una nueva etapa, diferente por supuesto, que nos lleva a conectar con nuestros verdaderos objetivos de vida y todos los cambios que hagamos serán para acercarnos precisamente a esos nuevos objetivos.

 Por otro lado, también tenemos que ser conscientes de que la resistencia al cambio da dolor y cuanto más flexible seas y antes aceptes el giro o el rumbo que toma tu vida,  la transición será más rápida, quizás menos ruda y si lo haces desde un punto de enfoque de conciencia, te darás cuenta de que esa transformación te lleva a mejorar no solamente tú, sino a todo lo que te rodea, especialmente a tus vínculos y afectos más cercanos. Con lo cual, esto te puede llevar a pensar que los cambios no tienen por qué ser disruptivos, ni destructivos, puedes ser tú esa persona que busque el cambio positivo para mejorar tu vida y la de las personas que convivan contigo o que interactúen contigo, porque no solamente buscamos nuestro mayor bien sino también el de la comunidad con la que interactuamos.

Por otro lado júpiter es el gran benefactor y Urano está en un signo de tierra, con lo cual, de alguna forma vamos a ser capaces de materializar esos objetivos y esos propósitos sacándolos del mundo del inconsciente para traerlos al mundo consciente y real.

Las tensiones de Marte con Plutón

A partir del catorce de febrero, como mencioné antes, Marte entra en Acuario y cuando esté en conjunción a Plutón y  despliegue las tensiones que lleva ese aspecto,  será el típico elefante en cacharrería que avanza abriendo camino, invitando a la acción, movilizando todo lo que tiene a su alrededor, y de pronto todas esas nuevas ideas, nuevas intenciones, nuevos proyectos, nuevos sueños, nuevos objetivos y propósitos de vida que intencionamos con la Luna Nueva, Van a cobrar cuerpo porque nos va a obligar a tomar acción y a tomar decisiones.

Para esto una vez más, debes acudir a tu carta natal y ver que tienes en el área de acuario para saber cómo te está afectando.

En todo caso, es el comienzo de un tiempo donde vamos a tomar las decisiones de nuestra vida, esas que van a suponer un antes y un después y que de alguna forma nos van a empoderar y a movilizarnos para pasar a la acción.  Ya no te puedes quedar sentadito en el sofá mirando la vida pasar, no se puede ser escapista  para eludir las incomodidades o el dolor que nos provocan esos cambios, porque todo nos va a mover a realizarlos, no hay que olvidar que el Nodo Norte también está en Aries y no nos va a permitir estarnos quietos.

Saturno y Júpiter en acción

Por otro lado Saturno es el corregente de Acuario, y Saturno está en el signo de Piscis. Esto en sí mismo ya va a representar todo un reto, porque   cuando suceden eventos que nos acuden, la tendencia puede ser el aislarnos para resolver nuestros problemas y de pronto vamos a vernos en el desafío de salir de esa zona de confort para expresarnos de forma consciente y disciplinada, y de alguna forma disolver y diluir nuestra rigidez, nuestra intransigencia, nuestros miedos también, buscando el ser prácticos y constructivos, de forma que podamos utilizar nuestra intelectualidad, todas nuestras habilidades para tomar buenas decisiones, gracias al sextil que Saturno va a estar haciendo a Júpiter.

Esto nos va a ayudar a progresar y a avanzar e incluso a triunfar, porque vamos a ser capaces de planificar todas las cosas con mucho detalle antes de dar pasos, entonces puedes paliar un poco la sorpresa, porque como ya te has preparado, ya sabes a lo que vas y eres tú mismo quién está impulsando el cambio y la transformación en ti, y te estás asegurando de hacer las cosas bien.

Además, este aspecto amable entre Saturno y Júpiter nos va a permitir de alguna forma conectar con los recursos que necesitamos en el momento en que los necesitamos, en forma  de ayudas, apoyos con personas que nos faciliten el dar con las respuestas y las soluciones que estamos precisando en este momento.

Write A Comment

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Política de Privacidad.    Más información
Privacidad