Como te he contado en el mito de Quirón, este fue un centauro abandonado al nacer,  que se convirtió gracias a la instrucción de los dioses, en un centauro versado en diversas ciencias, además de medicina y maestro de los  hijos de los propios dioses. Fue herido por Hércules en una rodilla con una flecha envenenada por error y como era inmortal, no podía liberarse del tormento del dolor. Sin embargo, gracias a la intercesión de Hércules ante Zeus, pudo realizar un intercambio  en favor de Prometeo, cediéndole su inmortalidad y con ello  pudiendo  finalmente, abrazar los brazos de la muerte.

 Los nodos lunares son puntos de intersección de las órbitas de la Luna y la Tierra y siempre son opuestos. En Astrología Kármica, el Nodo Norte representa hacia donde el ser humano se dirige para seguir con su evolución. 

Revisa tambien Quirón en Aries y Nodo Norte en Aries

Quirón en Conjunción al Nodo Norte en Aries

Visto todo lo anterior, Quirón en conjunción al Nodo Norte en Aries podría, a nivel personal, manifestarse de la siguiente manera:

  • Sanación de la identidad individual: Aries es el signo del yo, la individualidad y la acción. Quirón en Aries sugiere que hay una herida relacionada con la expresión de uno mismo y la afirmación de la propia identidad. La conjunción con el Nodo Norte indica que parte del camino de vida o del propósito evolutivo implica sanar esta herida y aprender a afirmarse de manera saludable.
  • Liderazgo y servicio: Aries es también un signo asociado con el liderazgo y la iniciativa. Quirón en esta posición podría indicar una herida relacionada con el ejercicio del poder y la autoridad. Con el Nodo Norte allí, el enfoque evolutivo podría ser aprender a liderar de manera consciente y empática, utilizando la propia experiencia de herida para ayudar a otros a sanar.
  • Autodescubrimiento a través de desafíos: Aries es conocido por su valentía y su disposición a enfrentar desafíos. Quirón en esta posición podría señalar una herida relacionada con la autoimagen y la confianza en uno mismo, que se activa a través de situaciones desafiantes. La conjunción con el Nodo Norte sugiere que enfrentar estos desafíos es parte del camino de crecimiento y desarrollo personal.
  • Liberación de viejos patrones de comportamiento: Quirón representa la herida primordial y el proceso de curación. En Aries, esto podría implicar una herida en torno a la independencia, la iniciativa o la agresión. La conjunción con el Nodo Norte indica que parte del viaje evolutivo implica liberarse de viejos patrones de comportamiento que ya no sirven al crecimiento personal.

En términos sociales, estas energías podrían manifestarse a través de situaciones donde se requiera coraje, liderazgo y autenticidad en la expresión personal. La integración de Quirón en Aries con el Nodo Norte puede llevar a un mayor empoderamiento individual y a la capacidad de liderar y servir a la comunidad de una manera más consciente y sanadora.

Quizás te interese: El mito de Quirón

Write A Comment

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para fines de afiliación y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Política de Privacidad.    Más información
Privacidad